Un grupo de investigadores determinó que las personas que duermen menos (y no por necesidad de levantarse para ir al trabajo) suelen tener una mutación genética en común.

A %d blogueros les gusta esto: